El cojín es un elemento que ha estado presente en nuestros hogares toda la vida, especialmente como complemento de nuestro sofá, pero desde hace unos años, los cojines decorativos están alcanzando una alta popularidad, ya que son capaces de cambiar el estilo en casa y darle un nuevo aire, introduciendo pequeños detalles que marcarán una gran diferencia en distintos espacios de nuestro hogar.

Combinados geométricos, mix de colores, diferentes texturas…¡todo vale!

Podéis ver algunos ejemplos de cómo usar cojines en casa en nuestro blog “La versatilidad del cojín”.

Pero no sólo ha alcanzado popularidad en cuanto a su terreno decorativo, sino también en el funcional.

Esto es así, ya que podemos encontrar rellenos de cojín económicos, y que podemos personalizar completamente a nuestro gusto como veremos más adelante. 

Cada vez son más las familias que optan por una vida minimalista, en la que el espacio es el real protagonista del hogar y cada elemento que conforma el hogar tiene un sentido y funcionalidades múltiples.

A esto, se suma también la vida ‘outdoor’, en la que cada vez más familias cuentan con caravanas o furgos camperizadas en las que pasar tiempo en la naturaleza, fuera del bullicio de la ciudad, en el que es importante el confort y la funcionalidad de nuestros colchones y cojines, para un perfecto descanso cómo ya hablamos en nuestro blog dedicado a ‘Vanlife’.

Pero…¿alguna vez habéis pensado tener vuestros cojines personalizados?

Es importante que los cojines se adapten a nuestras necesidades y que podamos elegir aquel relleno que cumpla nuestros estándares de confort.

El relleno de cojín es lo que hace que esté más blandito o más firme, pudiendo elegir del mismo modo el tipo de relleno que más te gusta como por ejemplo de fibra o de pluma ¡todo dependerá de cómo a ti te guste!.

¿Cómo saber que tipo de relleno elegir?

Si lo que buscas es un relleno más firme y uniforme con un acabado duro al tacto y que ayude a que tu cojín siempre esté en una posición correcta, recomendamos el uso de:

Relleno de tacos de goma o también conocido por poliéster picado o picado de goma espuma: Este material se compone de trocitos de espuma o goma espuma picada, en copos de espuma de distintas densidades, totalmente reciclados.
Es una excelente solución para el relleno de almohadones de todo tipo, sofás, butacas, sillones, tresillos, divanes, etc. Es perfecto para rellenar objetos de gran volumen, con muy poco peso, pero hay que tener en cuenta que este tipo de relleno NO es lavable.

GuayMy | Espumas Lara - GuayMy

Si lo que buscas es un relleno suave y blando, pero a su vez mullido y uniforme con un acabado seda al tacto, recomendamos el uso de:

Relleno de fibra hueca: El relleno de algodón sintético también se conoce como floca para relleno, miraguano sintético o algodón acrílico. Este relleno de alta calidad es extremadamente suave al tacto, está compuesto de fibra hueca siliconada y no presenta ningún tipo de olor. Es hipoalergénica, antiestática y antibacteriana y normalmente se se utiliza para rellenar cojines,  sofás, butacas, sillones, relleno de almohadas, camas de mascotas, peluches, etc. Este tipo de relleno es el más común en los cojines y el más usado, además, se trata de un relleno muy económico con una relación calidad-precio muy interesante.

Pero si lo que buscas es un relleno extremadamente suave, blandito y que se adapte totalmente a tu cuerpo, como si de visco elástica se tratase,  recomendamos el uso de:

Relleno de pluma de ave: El relleno de pluma de ave está especialmente pensado para almohadas y cojines de todo tipo. Este relleno es un producto totalmente natural que normalmente está compuesto de pluma de pato y de oca de 3 a 5 cm de largo. Proporcionan una excelente protección contra el frío y posee un gran poder calorífico y aislante.
La pluma está esterilizada e higienizada, lo que hace no que posea ningún tipo de olor. Por si misma, no produce ningún tipo de alergia y es totalmente blanca.

Por lo tanto, ahora sabemos que nuestros cojines, pueden tener las medidas, rellenos y fundas que más se adapten a los estándares que busquemos, ya sean para usarlos como elemento decorativo o de descanso.